Corte Suprema autoriza eliminar alambre fronterizo en Texas

La Corte Suprema permitió a la administración Biden eliminar las barreras de alambre de púas que Texas erigió a lo largo de un tramo de 47 kilómetros del Río Grande destinado a bloquear a los migrantes en la frontera suroeste.

El fallo de 5 a 4 fue una victoria temporal para la administración Biden, ya que le dio al gobierno federal la ventaja en su lucha con Texas mientras continúa la demanda subyacente.

«Los trucos políticos de Texas, como colocar alambre de púas cerca de la frontera, simplemente hacen que sea más difícil y peligroso para el personal de primera línea hacer su trabajo», dijo el lunes el portavoz de la Casa Blanca, Angelo Fernández Hernández, en un comunicado.

El gobernador de Texas, Greg Abbott, un republicano, autorizó la instalación del alambre de púas como parte de un esfuerzo más amplio para disuadir a los inmigrantes de cruzar la frontera con México.

Eso incluyó un tramo de 29 millas de la orilla del río en Eagle Pass, gran parte del cual es terreno privado.

Pero el Departamento de Seguridad Nacional dijo que la ley federal otorga a los agentes de la Patrulla Fronteriza autoridad para acceder a terrenos privados dentro de 25 millas de la frontera y que las leyes estatales no pueden usarse para impedir que esos agentes realicen su trabajo.

La agencia dijo a la Corte Suprema que el alambre de púas está afectando a los migrantes que ya ingresaron a Estados Unidos y dificultando que los agentes fronterizos federales los detengan.

«Es un principio constitucional fundamental que el gobierno federal no está obligado por las leyes o políticas de ningún estado en particular en su promulgación e implementación de la ley federal», dijo al tribunal la procuradora general de los Estados Unidos, Elizabeth Prelogar.

El fiscal general de Texas, Ken Paxton, dijo el lunes que la destrucción de las barreras fronterizas de Texas no ayudará a hacer cumplir la ley ni a mantener seguros a los estadounidenses.

«Esta lucha no ha terminado y espero defender la soberanía de nuestro estado», dijo Paxton en un comunicado.