Juez de Nueva York impone orden de silencio a Trump

Un juez de Nueva York impuso severamente el martes una orden de silencio limitada en el juicio civil por fraude empresarial de Donald Trump después de que el expresidente menospreciara a un empleado clave del tribunal.

Interrumpiendo un largo día de testimonios, el juez Arthur Engoron emitió la orden, que se aplica a todas las partes en el caso y se refiere a ataques verbales al personal del tribunal. Se produjo después de que Trump difamara a la principal asistente legal de Engoron, Allison Greenfield, en una publicación en las redes sociales.

La publicación incluía una foto de Greenfield con el líder de la mayoría del Senado, Chuck Schumer, demócrata por Nueva York, posando para una fotografía en un evento público. Trump, el favorito republicano para la presidencia en 2024, ha calificado repetidamente la demanda y el juicio como un ataque político por parte de la fiscal general demócrata de Nueva York, Letitia James.

Trump escribió que era «vergonzoso» que Greenfield estuviera trabajando con el juez en la sala del tribunal.

Aparte de ese espectáculo secundario, con Trump asistiendo voluntariamente al juicio por segundo día, el abogado de James interrogó a un contador en un esfuerzo por construir el caso del estado de que Trump y otros en su empresa tenían control total sobre la preparación de estados financieros engañosos y francamente falsos en el centro del caso.