MI COLUMNA/ YVán Jiménez

LA INDEPENDENCIA DOMINICANA

Jean Pirre Boyer sube a la presidencia de Haití, en 1818 a la muerte de Alexander Pethion, de quien era jefe de la guardia presidencial , llevaba 25 años de gobernar despóticamente a Haití, y se había declarado vitalicio. Sus actos despóticos, excesivos, arbitrarios y abusivos llevaron su régimen a la decadencia , ya su forma autocrática, despótica y criminal de gobernar había producido profundos disgustos en la sociedad. En la tercera legislatura de las cámaras legislativas Herard Dumesle fue elegido presidente de la cámara de diputados. Herard Dumesle y David Saint Preux eran dos diputados opositores a Boyer, el, destituyó a Dumesle y a seis compañeros más. Entonces estos el 26 de enero de 1843, forman un movimiento rebelde que los cimientos de la dictadura hicieron estremecer.

Duarte al saberlo, y reunido los trinitarios en la casa de Pedro Alejandrino Pina, dijo: “tememos que colaborar para que la guerra civil estalle en toda la isla, y aprovechar esa coyuntura para declararnos independientes” y para establecer enlaces con los conspiradores propone enviarles a Juan Nepomuceno Ravelo que se desempeñaba bien en francés y tenía dotes diplomáticos, pero este no logró su objetivo, porque no inspiró confianza. Entonces piensa en Mella para lograrlo ya que conocía algunos de ellos, y hablaba bien el patois, el logró el objetivo, y los trinitarios se hicieron parte legal del movimiento “La Reforma” en Santo Domingo.

El 27 de febrero del 1843, estalla la revolución de “La Reforma” en Praslin, centro del anti Boyerismo. El 13 de marzo Boyer renuncia a la presidencia que obstentaba desde 1818, y el 21 del mismo mes, entra Charles Herard a Puerto Príncipe e instala un gobierno de cinco miembros, asesorado por Dumesle y Saint Preux. 

Al triunfar “La Reforma”Duarte es nombrado funcionario haitiano, luego lo nombran coronel comandante de la Guardia Nacional, por iniciativa de Juan Isidro Pérez, para ocupar la vacante dejada por el haitiano que la ocupaba y que había fallecido. También ya previamente había ocupado otros cargos. Herard nombra como encargado del gobierno en Santo Domingo, a Augusto Brouard el cual se dio cuenta de los movimientos independentistas, y comprendió que el apoyo de Duarte para tumbar a Boyer, fue una táctica de paso previo para proclamar la República independiente, y le pide a Herard venir con fuerzas suficientes para desbaratar la idea de la independencia; y desata una casería contra los trinitarios, de los cuales apresó muchos y los mandó para Haití. La mayor persecución, fue  contra Duarte, Pina y Perez; por Duarte ofrecía 3,000 pesos y el grado de coronel a quien lo entregara. Pero estos lograron escaparse para Venezuela y luego para Curazao, paso que tuvieron que dar para salvar sus vidas.

Sánchez estaba en lo llanos, cuando supo de la persecución contra Duarte, vino a la capital para ofrecerle su apoyo, cuidar su vida y si fuera necesario, morir junto con el, por eso tuvo que pasar el río Ozama al nado y con el caballo, esto le provocó una Neumonía que casi realmente le cuesta la vida, pero también hábilmente para salvarla fingió su muerte se dijo incluso, que fue enterrado en el patio de la iglesia, y se le hizo el novenario. 

Estando Duarte en el exilio dirigieron el movimiento, Francisco del Rosario Sánchez, Matías Mella y Vicente celestino su hermano. Proclamando la independencia el 27 de febrero del  1844, con el trabucaso de Mella, y el hizamiento de la bandera en la puerta del conde. 

La junta gubernativa manda con una comisión a la goleta “La Leonor” a buscar a Duarte, y llega el 13 de marzo, al bajar del barco, se le entregan las insignias de general de brigada.

Llega el Caudillo, el ideólogo de la patria, /La fortaleza disparó 21 cañonazos de recibimiento./ Tomas de Portes e Infante le dice: ¡SALVE PADRE DE LA PATRIA!

Avanza hacia el, y le da un abrazo.