Prensa de Rhode Island presiona sobre escándalo candidata dominicana Sabina Matos

Después del encuentro con la prensa que el viernes pasado realizara la vicegobernadora Sabina Matos, para aclarar las anomalías en los documentos de recolección de firmas que sostienen su candidatura a representante en el congreso de los EEUU., los principales medios de prensa acentúan hoy el tema con publicaciones destacadas en portadas.

The Providence Journal publica en portada el titular “Fiscal General: Oficina no verificará firmas de Matos” y da cuenta de las declaraciones del fiscal general del Estado, diciendo que no investigará en detalles el escándalo de las firmas porque esa responsabilidad corresponde a la Junta Estatal de Elecciones.

En tanto, el canal 10, cuyo equipo de investigación ha sido el impulsor del caso, titula “NBC 10 I-Team descubre más firmas sospechosas en los formularios de nominación de Matos”.

Mientras que el canal 12 de noticias informa sobre un evento del caucus de mujeres demócratas que analiza los desafíos sociales que deben enfrentar en Rhode Island los candidatos al cargo de representante por el Primer Distrito, y destaca que en el encuentro nada se habló del “elefante en la habitación: el escándalo de la firma que ha sacudido la campaña de la Vicegobernadora Sabina Matos”.

A continuación un resumen de cada una de las informaciones. The Providence Journal:

El Fiscal General Peter Neronha no le hace el juego  a la Junta Estatal de Elecciones de cargarlo a él con la responsabilidad de verificar la validez de cada firma en los documentos de nominación de la Vicegobernadora Sabina Matos para el Congreso, y hacerlo dentro del plazo de los 30 días.

Haciendo frente a la fecha límite para supervisar las boletas por correo, la junta electoral incluyó el viernes pasado a Matos en la boleta electoral, al tiempo que remitió todos los documentos de nominación presentados en nombre de Matos por los trabajadores de la campaña de $15 por hora, y su esposo, Patrick Ward, al fiscal general para “una revisión y una investigación adecuada”.

La respuesta de Neronha puede haberse perdido el pasado viernes en el clamor de voces.

Pero aquí está: “Entiendo que lo que nos piden que hagamos es verificar cada firma en todos los documentos de nominación presentados por la candidata Sabina Matos. Y eso no es algo que vamos a hacer”.

Neronha dijo que ese trabajo pertenece inicialmente a las juntas electorales locales, y luego a la Junta Electoral que utiliza la misma metodología disponible para validar las firmas en las boletas por correo.

“No nos estamos metiendo en temas electorales. Corresponden por alguna razón a la Junta Electoral, y es para mantener a los funcionarios electos, incluyéndome a mí, fuera del proceso”, dijo.

“A mi juicio, no hay razón por la cual la Junta Electoral no pueda hacer exactamente lo que entiendo que me han pedido que haga”, dijo. “Tienen la tecnología para hacerlo. Aparentemente no les toma mucho tiempo hacerlo”.

Y esta es la noticia del canal 10:

NBC 10 I-Team descubre más firmas sospechosas en los formularios de nominación de Matos

El NBC 10 I-Team ha descubierto más firmas de nominación presentadas en nombre de la campaña del Congreso de Sabina Matos que son sospechosas, esta vez en Providence.

Mientras tanto, la vicegobernadora de Rhode Island apareció en un evento el lunes con el gobernador Dan McKee, luego de pasar la mayor parte de la semana pasada fuera de la vista del público antes de finalmente responder preguntas sobre el escándalo de la firma el viernes por la noche.

Matos culpó a un “vendedor”, una empresa de una sola mujer contratada por la campaña para recolectar firmas de nominación a principios de este mes.

La Oficina del Fiscal General de Rhode Island ha tomado la iniciativa en las investigaciones después de que los funcionarios electorales en Jamestown, Newport y East Providence levantaron banderas rojas sobre firmas sospechosas y pidieron investigaciones policiales.

Matos dijo el lunes: “Lamento mucho que ese incidente que se hizo en nombre de mi campaña haya causado dudas en los votantes sobre el proceso democrático”.

“Asumo la responsabilidad por eso. Pero al final del día, estaba tratando de averiguar qué estaba pasando. Todavía estamos descubriendo y esperando a ver qué va a pasar”, dijo Matos en respuesta a una pregunta de NBC 10 News sobre si había asumido la responsabilidad por el escándalo.

McKee dijo: “Ciertamente reconoció que es un problema. Ella reconoció eso. La gente sabe que los proveedores no siempre son los más confiables y honestos”.

La campaña de Matos contrató a Holly McClaren para recolectar firmas.

Su campaña admite que no la examinó, diciendo que tenía una buena reputación.

McClaren, como informó NBC 10 la semana pasada, apareció en los anuncios de McKee el año pasado y trabajó en su campaña.

“La conocí el año pasado durante la campaña. Así que sí, la conocí el año pasado», dijo Matos el lunes. «Pero nada que me de ninguna indicación de que deba preocuparme por su trabajo o lo que hace».

Cuando NBC 10 le preguntó si ha habido alguna revisión dentro de su campaña, McKee dijo: «En realidad no. Hicimos una buena campaña, honesta».

NBC 10 News habló por teléfono el lunes con dos personas más, Emily Johnston y Debra Carroll, quienes dijeron que nunca firmaron los formularios de nominación de Matos, aunque sus nombres y los de sus cónyuges aparecen en los formularios presentados en Providence por McClaren y Shanna Gallagher, las dos mujeres que enviaron firmas sospechosas en otras comunidades. Carroll y su esposo viven en Cranston, no en Providence, y su nombre está mal escrito en el formulario